El coaching al fin es algo que nos tiene que hacer las cosas más fáciles, tanto en nuestra vida personal como en las relaciones profesionales que tenemos que atender por esa maldición bíblica que es el trabajo. Sin ser profesionales, podemos contar con herramientas que nos faciliten nuestro vagar por estos mundos y que podemos llamar coaching o sentido común. En cualquier caso, importantes para creernos un poco más felices.

Por Luis Llorente

El coaching y otras disciplinas son en sí útiles de transformación y pueden hacer que seamos un poco más sagaces, que veamos a las otras personas de una manera menos rígida o que seamos capaces de valorar las situaciones de manera diferente para traerlas a nuestro terreno.

Hace no mucho una cliente me hablaba de lo que había supuesto para ella aplicar en